25 de junio de 2024

Montes tras rechazo de acusación constitucional: «Tengo las manos y conciencia muy limpias»

«Nunca pensé en dar un paso al costado (…) voy a seguir en la tarea que me encomendó el Presidente», aseveró el ministro de Vivienda.

Entre aplausos, el ministro de Vivienda y Urbanismo, Carlos Montes, agradeció al Presidente Gabriel Boric, a sus pares y a los parlamentarios que rechazaron este jueves la acusación constitucional presentada por la oposición en su contra. 

«Estoy tranquilo porque se probó que la acusación constitucional no tenía ni fundamento técnico ni político», comenzó diciendo el secretario de Estado. 

El libelo acusatorio no avanzó en su trámite legislativo, ya que la Cámara de Diputadas y Diputadas acogió, con 79 votos a favor, 61 en contra y una abstención, la «cuestión previa» presentada por la defensa de la autoridad de Gobierno. 

En esa línea, Montes pidió ahora avanzar en «una política más de contenido» y en buscar las responsabilidades penales detrás del Caso Convenios. 

«Vamos a seguir investigando para que los responsables sean sancionados. Las responsabilidaes penales ya están en su sede, las responsabilidades políticas ya se ejercieron en una parte, y en el caso mío la Cámara ya se pronunció. Ahora, hay que pasar de las acusaciones a las soluciones, principalmente en vivienda, pero también en previsión y otros temas», aseveró. 

Si bien el ministro reconoció que «han sido meses bastante difíciles», afirmó tener «las manos y la conciencia muy limpia».

«Nunca pensé en dar un paso al costado, que era la decisión más fácil probablemente (…) he dedicado mi vida al servicio público y tengo un gran compromiso con eso. Voy a seguir en la tarea que me encomendó el Presidente», insistió. 

«El Ministerio de la Vivienda no es un ministerio corrupto (…) dentro del ministerio hay rabia de que un grupo de inescrupulosos haya tomado recursos del Estado para beneficio propio», agregó. 

Es importante recordar que esta es la quinta acusación constitucional que la oposición presenta desde la llegada de Gabriel Boric a La Moneda, de las cuales ninguna ha prosperado: Izkia Siches, Giorgio Jackson, Marcela Ríos y Marco Antonio Ávila.